25 febrero 2015

Concluye el ciclo de formación CVX en Cataluña

En el retiro del fin de semana del 21 al 23 de febrero de 2014 en la Casa de Espiritualidad Maria Reina de Barcelona, un grupo de 27 miembros de la mayoría de las Comunidades Locales de CVX en Catalunya realizamos el ejercicio de ubicación en el Plan de Formación CVX, también se hizo una sesión informativa, dirigida a jóvenes-adultos, de la comunidad del Espai Ignasià del Casal Loiola
Como resultado de todo ello surgieron cuatro grupos:

  • uno de Iniciación (12 integrantes)
  • uno de 2ª y 3ª etapa (10 integrantes)
  • uno de 4ª etapa (10 integrantes)
  • y uno de Formadores-Guías (14 integrantes)

Los grupos por etapas se han reunido a lo largo del un año, y todos los grupos han participando de la actividad formativa mensual, de la que hemos disfrutado (nunca mejor dicho) gracias al buen hacer de Benji Jiménez.

El pasado 15 de febrero tuvimos un momento celebrativo privilegiado, en el marco de una eucaristía, con la expresión a través de dos signos que ponían fin al trabajo realizado en el grupo de Iniciación y el paso de casi todos sus integrantes hacia la siguiente etapa de Fundamentación, así como el envío discernido y orado de la mayor parte de los miembros del grupo de Formadores-Guías a las respectivas misiones desde el Consejo de CVX-C.

Una eucaristía muy vivida, sencilla pero a su vez profunda por la autenticidad de los testimonios que intervinieron de cada uno de los grupos, las imágenes que nos acompañaron, los cantos tan adecuados para lo que se celebraba y los dos signos que ayudaron a expresar lo que allí se vivió: el primero, durante el ofertorio, en que cada miembro del grupo de Iniciación puso sobre el altar un bol de barro con una pequeña luz como indicando que habían hecho su propio recorrido espiritual iluminados por Cristo, y, el segundo, durante la post-comunión, que consistió en descalzarse encima de unas esteras dando a entender (como Moisés en la zarza) que los participantes del grupo de Formadores-Guías “pisarán tierra sagrada” en el acompañamiento de personas y grupos a los que servirán.

Finalmente, después de esta breve descripción, queremos transmitiros nuestro gozo por lo vivido aquel domingo donde representaciones de todas las Comunidades Locales de Catalunya acompañaron estos momentos intensos de vivencia del Cuerpo para la Misión.

Mercè Solá
Vocal del Consell Territorial de Catalunya