27 abril 2013

Noticias desde la peregrinación por el año jubilar en Roma

Queridos amigos, os escribimos para compartir con vosotros lo que está significando nuestra participación en la etapa italiana de la peregrinación europea que ha organizado CVX del 26 al 28 de abril por el 450 aniversario de las Congregaciones Marianas. No queremos dejar de aprovechar la oportunidad que nos brindan las tecnologías para compartir algunas fotos y nuestras primeras vivencias al rememorar, junto a unos 50 miembros de CVX-Mundial (30 portugueses, 4 turcos, 2 albanesas, una francesa, una eslovena, una belga, e incluso una mujer de Miami), el camino espiritual que Jean Leunis sj hizo desde Lieja (Bélgica) hasta Roma, para conocer a San Ignacio y entrar en la Compañía de Jesús.

Debido a que nuestro vuelo salía de Sevilla por la tarde, ayer viernes no pudimos asistir a la mesa redonda organizada por la CVX-CLC, la Civiltà Cattolica y la Asociación de ex-alumnos: “Los laicos y la espiritualidad ignaciana entre historia y futuro”; pero por esta mañana nos incorporamos con los peregrinos y los delegados de la Asamblea Nacional de CVX-Italia que se ha estado celebrando paralelamente en el Istituto Massimo de Roma, junto al hotel donde nos alojamos.
Después de un madrugador desayuno, los miembros de CVX no italianos comenzamos el peregrinaje por el itinerario ignaciano en Roma estupendamente guiados por “Pietre Vive”, una comunidad juvenil dedicada al anuncio de la Buena Noticia a través del arte, además de las explicaciones de Luke Rodrigues SJ, Vice-Asistente Mundial, y Julian Elizalde SJ. Hemos visitando principalmente la Iglesia del Gesù la antigua casa donde murió y está enterrado San Ignacio, y también la espectacular iglesia que lleva su nombre, donde está la capilla que hace 450 años fundó la "Prima Primaria", la primera congregación mariana que ahora es la CVX. Hemos sido unos privilegiados porque este lugar no se visita habitualmente. Lo que también nos ha maravillado ha sido contemplar la falsa cúpula pintada en la bóveda de la nave central que tiene como título: “El papel de San Ignacio en la expansión del nombre de Dios por el mundo”, toda una catequesis iconográfica que asocia el fuego y la luz que con Jesús se arrojó a la tierra y que Ignacio y la Compañía se proponen llevar a cabo para que prenda.

En todo el recorrido hemos tenido la posibilidad de visualizar y vivir la universalidad de CVX (además de practicar inglés, portugués e improvisar algo el italiano),al haber sido “llamados” a experimentar junto a otros, más allá de nuestra Comunidad Local, Territorial y Nacional, que somos en esta vida esencialmente “peregrinos” y humildes seguidores de las huellas de un Jesús pobre y humillado.

Pero este caminar, con el trasfondo de las primeras comunidades laicas, también nos ha servido para repasar la Historia de Gracia de cada uno, que ahora os resumimos.
Provenientes de otras realidades eclesiales, empezamos a dar nuestros primeros pasos por senderos ignacianos en la Comunidad de Granada, en donde, con otros amigos en el Señor, conocimos el estilo espiritual, comunitario y apostólico de la CVX, guiados por nuestros queridos Jesuitas, Religiosas del Sagrado Corazón e Hijas de Jesús, y la presencia y cercanía de la Comunidad de Málaga y la Coordinadora Regional de Andalucía y Canarias. Allí asumimos el Compromiso Temporal y empezamos a iniciarnos en la dinámica de los Ejercicios, sin embargo, el traslado a otras ciudades por motivos de trabajo hizo que ese camino comenzado dejara de ser lineal.
Meses después de casarnos comenzamos nuestra vida juntos en la ciudad de Jerez, y aunque al principio vivíamos demasiado “cogidos” con nuestras cosas, preocupaciones y trabajos, gracias a Dios fuimos “acogidos” por un grupo formado y forjado en la parroquia de la Compañía, con la suerte de que se estaba planteando conocer más la CVX. Esta Comunidad, muy preocupada por expresarse en misión, está marcando de una manera decisiva nuestra identidad como laicos: una fe que quiere ser compartida con otros y nos hace salir y ofrecerse a una Iglesia que se concreta en la parroquia Madre de Dios de Jerez, la que da nombre a esta Comunidad que vio nacer.

Por último, añadir que esta revisión de vida nos ha llevado también a tener un recuerdo muy afectuoso con vosotros que hace dos veranos iniciamos el mes de Ejercicios organizado por CVX-España, al igual que a los acompañantes que nos ayudan a sacar lo que el Señor quiere de nosotros por medio de los instrumentos de la espiritualidad ignaciana.
Prosiguiendo con lo vivido en el día de hoy… A las 6 de la tarde nos hemos unido a la Eucaristía fin de la Asamblea CVX-Italia celebrada por el Asistente Nacional, el P.Vincenzo Sibilio SJ, y tras una cena rápida, nos han llevado en autocar al precioso concierto de metales, cuerdas y voz en la Iglesia de San Ignacio. Allí nos hemos podido encontrar también con los jesuitas Quique Gómez-Puig y Crisanto-Ebang Abeso de la Provincia Bética que están estudiando en Roma, y Daniela Frank, nuestra presidenta mundial nos ha presentado a los miembros del Euroteam. En la entrada se pedía un donativo para iniciativas solidarias de la CVX y la LMS (Liga Misionera Estudiantil, un movimiento juvenil italiano promovido por la Compañía de Jesús).

Mañana domingo 28 de abril volveremos a madrugar gustosamente otra vez para celebrar a las 10 la Eucaristía internacional de acción de gracias por los 450 años de la fundación de la “Prima Primaria”, presidida por P. General Adolfo Nicolás SJ, nuestro Asistente Eclesiástico Mundial, nuevamente en la Iglesia de San Ignacio. Estará animada por las CVXs de Roma, dándonos el privilegio de leer la primera lectura en español. También en el momento de las ofrendas presentaremos una composición de fotos con los participantes en las últimas Asambleas de CVX-España y CVX-Andalucía y Canarias, además de miembros de las Comunidades de Granada y Jerez, para hacer presentes y visibles al Cuerpo Apostólico de la CVX que represetamos.

Concluiremos la mañana con la participación en el rezo del “Regina Caeli” en la Plaza de San Pedro pudiendo ver así a nuestro querido Papa Francisco aunque sea de lejos. Comeremos en la sede del Secretariado Mundial de CVX, para poco después iniciar el regreso a casa con el sentimiento de que todo esto no es casualidad y que el Señor nos ha convocado a vivir este proceso y a revivir nuestra historia, para enviarnos hacia las fronteras..., gustando aquellas palabras que escuchó Ignacio cuando tuvo una visión del Padre: "Te seré propicio en Roma".

Añadir, por último, nuestro agradecimiento al secretario ejecutivo mundial Franklin Ibáñez y a su mujer Sofía, junto a los miembros de CVX Italia, por su acogida, cariño y perfecta organización en estos días, que nunca olvidaremos.
 
Ana y Jesús. CVX Madre de Dios-Jerez